Preguntas frecuentes

1. No tengo experiencia con presentaciones. ¿Podré hacerla de todos modos?

Claro, por eso estás aquí. Recuerda lo que me pasó a mí. Pasé de ser un orador dubitativo y nervioso a proclamarme campeón de España.

La clave será el método que aplicaremos para que tu presentación tenga una estructura fácil de seguir y entender, unos contenidos que la hagan amena y unos recursos que la convertirán en memorable.

2. ¿Tendré que trabajar mucho?

Mucho es una palabra subjetiva pero te diré algo. No la voy a hacer yo solo. Cuando preparo el texto me gusta referirme a ello como co-creación. Vamos a crear esta presentación juntos. Y sí, tendrás que trabajar. Deberás leer lo que te mando, escoger las sugerencias que mejor te parezcan e ir modificando el texto.

3. No quiero usar diapositivas en mi presentación. ¿Se puede?

No es solo que se pueda es que te felicitaría por hacerlo. No todas las presentaciones necesitan de diapositivas aunque la mayoría se apoyan en ellas. Y lo peor es que se usan como un guión para no olvidar la charla más que como un recurso para fomentar la comprensión.

Si no quieres diapositivas, no las hacemos. Así de sencillo.

Usaremos las dos revisiones extra para perfeccionar aún más el texto o para buscar dinámicas que involucren a tu público.

4. Yo no necesito una presentación, lo que haré es un discurso.

Es solo una cuestión de nomenclatura. Si lo que tienes que hacer es presentar una idea o contar algo delante de un grupo de personas, estarás hablando en público.

Puedes llamarle ponencia, conferencia, discurso, charla o presentación. Todo es lo mismo.

5. ¿Es una buena inversión?

Sí. Estuve tentado de responder solo con ese monosílabo pero preferí hacerte pensar.

¿Qué te costaría no hacerlo? Es decir, qué precio tiene para ti –profesional, emocional y social- hacer una mala presentación.

Piensa si vale la pena asumir ese coste.

6-¿Qué pasa si me doy cuenta que me he equivocado?

Estoy tan seguro de que te acabarás convencido de tu presentación que te ofrezco algo que nadie ofrece en servicios: garantía de devolución.

Si después de 15 días de comprar el servicio, crees que tu presentación no está mejorando me mandas un correo con un número de cuenta y te mando el dinero de vuelta. Sin preguntas.